26 de septiembre de 2017

Aparece el gran puerto fenicio de Doña Blanca (Cádiz)

Los investigadores han llevado a los planos espacios abiertos como plazas, calles longitudinales y transversales, hasta almacenes, espacios productivos o edificios religiosos, distribuidos en una trama urbana de tipo ortogonal, de clara influencia helenística y con similitudes al barrio portuario de Cartago. Se trata de un asentamiento de 250 metros de largo y 125 de ancho, con más de 700 metros de perímetro, donde han localizado unos 1.500 muros.
El asentamiento ocupa una extensión de más de tres hectáreas.
El plano de una gran trama urbana se va configurando a golpe de pixeles en una pantalla de grandes dimensiones. Se trata del dibujo del espacio portuario de más extensión y relevancia de toda la cuenca del Mediterráneo localizado hasta ahora, uno de los mayores hallazgos realizados en el mundo fenicio púnico, el que legaron estos grandes comerciantes nada menos que a los pies del yacimiento portuense de Doña Blanca, en una finca anexa denominada El Manchón.

Al frente del descubrimiento realizado a través de la geofísica se encuentran los profesores de la UCA Lázaro Lagóstena (área de Historia Antigua), José Antonio Ruiz Gil (área de Prehistoria) y los colaboradores y doctorandos de Historia Francisco Javier Catalán y Livia Guillén junto a sus avanzados equipamientos. Manejan para ello un equipo georradar portátil y un stream X multicanal de dos metros de ancho de barrido, con los que también marcan un punto de inflexión en los métodos para la investigación arqueológica: conocer, investigar y recomponer el plano en 3D del yacimiento sin excavar, pues de momento todo permanece bajo tierra, a apenas 50 centímetros de profundidad.

ÚNICO ARTÍCULO SOBRE LA POSIBLE UBICACIÓN DEL PUERTO
Entre todos, aunque cada uno en lo suyo, van trazando el dibujo de este nuevo capítulo que ya adelanta la relevante actividad portuaria que emprendieron los fenicios en esta zona de la Bahía, a juzgar por la dimensión de este asentamiento de 250 metros de largo y 125 de ancho, con un perímetro de más de 700 metros y tres hectáreas de superficie, "en el que hemos identificado ya 400 muros, y donde alcanzaremos alrededor de 1.500, pues sólo hemos dibujado una tercera parte", explica Lázaro Lagóstena mientras muestra algunos de estos planos en la pantalla de gran pulgada con la que trabajan desde el laboratorio de Historia situado en el flamante Instituto Universitario de Investigación en Ciencias Sociales del Campus de la UCA en Jerez.

Con esta innovadora fórmula "única" en la universidad andaluza que permite convertir en producto arqueológico los barridos realizados sobre el terreno con su equipo impulsado por vehículo a motor, ya han logrado interpretar las funcionalidades de algunas estructuras, a partir del análisis preliminar del amplio trazado urbanístico documentado. Han traducido ya en plano espacios abiertos como plazas, calles longitudinales y transversales, hasta alcanzar las primeras hipótesis de los que podrían ser almacenes, espacios productivos o edificios religiosos, distribuidos en una trama urbana de tipo ortogonal, de clara influencia helenística y con similitudes al barrio portuario de Cartago, pero único en cuanto a dimensiones, "pues no se ha documentado hasta ahora un puerto con cinco calles longitudinales y calles transversales", apunta Lagóstena. De hecho, "una vez que terminemos de dibujar, daremos una propuesta de funcionalidad de los espacios, de los edificios completos, con lo que el campo de investigación que se abre es muy amplio", dice, orgulloso, de este puerto púnico desde el que seguramente "se daría salida a la actividad agrícola de todo el territorio". Añade en este punto que "hemos visto incluso indicios de producción agropecuaria en la zona".

El software de proceso de datos que manejan funciona reflejando los elementos de mayor y menor receptividad que hay bajo tierra y que identifican a través de la paleta de colores que van desplegando en el laboratorio en decenas de imágenes. "Según el color, se interpreta como un muro o una zona de vaciado como una fosa o un silo", explica a modo de ejemplo. Y es que el equipo de investigadores no sólo se enfrenta al mayor hallazgo de la época realizado hasta ahora, sino "al desarrollo de una metodología que no existía, pues estos equipos no estaban en manos de los humanistas, por lo que también hemos dado un salto cualitativo". Porque toda la información que han obtenido es automáticamente georreferenciada con gran precisión, "con un margen de error centimétrico" y combinando esta información con una gran variedad de datos espaciales de todo tipo. Resultados que completan con las imágenes obtenidas gracias a la colaboración de la Unidad de Drones, con el que también han sobrevolado parte del yacimiento de la mano de Luis Barbero, responsable de la unidad.

El conjunto de esta valiosa información, de la que había algún pequeño indicio previo, cayó en manos del equipo de Lagóstena y Ruiz casi por casualidad, "con el fin de probar y realizar el entrenamiento del equipo en una zona de la que sólo se conocía un artículo publicado por Juan José López Amador en una revista arqueológica que hablaba de la aparición de algunas estructuras en el Manchón del Hierro". Cual fue la sorpresa cuando el gran escáner motorizado radiografió la silueta de aquel gran puerto perimetrado.

Para esta actuación han contado con la colaboración de la Delegación Provincial de Cultura de la Junta de Andalucía, junto a la que seleccionaron en primer lugar el propio yacimiento fenicio del Castillo de Doña Blanca, en el que también se ha explorado la superficie no excavada a lo largo de dos hectáreas de superficie, "donde hemos encontrado otras estructuras que dan continuidad a las existentes", afirman. Seguidamente se eligió este espacio junto al río Guadalete, "donde nunca antes se habían realizado exploraciones arqueológicas", en una zona privada que no estaba catalogada como lugar de interés arqueológico.

"En poco tiempo hemos obtenido unos resultados espectaculares", sentencia Lagóstena, equiparando la gran información "a nivel de trama urbana" conseguida desde julio, frente a la obtenida a lo largo de 20 años de excavaciones en Doña Blanca.

Pero, ¿cómo se pondrá en valor toda esta información?. En este apartado también abogan por una vuelta de tuerca a lo que hasta ahora concebimos como puesta en valor de nuestro patrimonio. "Hace más de 20 años que la Junta de Andalucía cambió de mentalidad y sólo actúa en las intervenciones de urgencias", apostilla José Antonio Ruiz Gil, dado lo complicado de mantener una buena política de excavación, de mantenimiento y de visitas a los yacimientos cuando hay tanta diversidad en el terreno, justifica. "Así que le estamos proporcionando a la administración las herramientas para gestionar la información de una manera más eficaz y moderna el territorio, sin excavar, salvo cuando hay algo que realmente merezca la pena".

Su idea para Doña Blanca es, por tanto, integrar la nueva información al recorrido del yacimiento arqueológico . "No hace falta bajar, pues se trata de un llano distanciado pegado al río, de modo que desde la zona alta se puede montar un audio, hacer una maqueta, mil cosas para ubicar y contar la historia de una forma divulgativa".

Una propuesta que narrarán a las autoridades de la UCA y la Delegación de Cultura, con las que tienen pendiente una visita sobre el terreno que aún no se ha producido. De momento, continúan levantando muro a muro el importante puerto fenicio púnico, que se caracteriza por mostrar una única fase constructiva, y que traducen a través del autocad -que lo hace Francisco Javier-, a partir de la toma exacta de las coordenadas -que hace Livia- o pasando los datos al papel cebolla, al modo tradicional, en manos de José Luis.

Pero no es el único reto, pues la potencialidad de esta unidad de geodetección que atesoran gracias a un proyecto del Ministerio de Infraestructura, les ha llevado a la firma de otras colaboraciones con Medina, donde quieren rastrear varios yacimientos rurales; Chiclana, donde pretenden actuar en la colonia fenicia del cerro del Castillo; Puerto Real, para estudiar el frente marítimo y con Diputación, en el ámbito de la memoria histórica. Las posibilidades que se abren son infinitas. Y el punto de arranque no ha podido ser mejor, el gran puerto de Doña Blanca.

25 de septiembre de 2017

Sale a la luz el posible santuario talayótico de Manacor (Mallorca)

El edificio presenta una planta absidal con una columna central, un hogar de fuego, un depósito y varias banquetas de trabajo en el torno. En su interior copas crestadas y ollas típicas de esta fase, vasos, y cerámicas de importación como ánforas romanas, ibicencas o incluso una lucecita griega
Damiá Remis y Magdalena Salas han coordinado el trabajo de los investigadores en el yacimiento talayótico.
El sábado concluyó la decimosexta campaña de intervenciones en el yacimiento prehistórico de s'Hospitalet Viejo de Manacor, que ha permitido "sacar completamente a la luz toda la estructura de un posible santuario que, en todo caso, habría tenido un uso polivalente de acuerdo con todos los restos que hemos encontrado ", explica Damià Ramis, el cual junto con Magdalena Salas son los arqueólogos que dirigen la excavación. Con ellos dos hacen trabajo dos arqueólogos, dos restauradores, unos seis voluntarios, dos peones de canteros, y la brigada del Ayuntamiento de Manacor. "Esta campaña la financia el Ayuntamiento en solitario porque nuestra voluntad es continuar año tras año las excavaciones y las investigaciones y no parar", ha explicado la concejala de Patrimonio, Catalina Riera. "Tenemos un patrimonio arqueológico importantísimo y debemos darle valor para que pueda convertirse en uno de los reclamos para los que visitan nuestro municipio", ha añadido Riera.

La campaña de este año se ha centrado completamente en una de las habitaciones que hay alrededor del talayot ​​y la excavación de la que ya comenzó en el año 2016. Este edificio presenta una planta absidal con una columna central, un hogar de fuego, un depósito y varias banquetas de trabajo en el torno. "Por estas características y porque hemos encontrado copas crestadas podríamos pensar que se trata de un santuario pero también hemos encontrado útiles como molinos o elementos para tejer, lo que hace pensar en un uso polivalente", concretó Ramis.

Por su parte la directora del Museo de Manacor y de la excavación del Hospitalet Viejo, Magdalena Salas, ha mostrado varias piezas de las que se han encontrado en esta estructura talayótica. "Los materiales recuperados en su interior nos hablan de un uso en el talayótico final o postalaiòtic, concretamente entre los siglos III-II aC, justo antes de la conquista romana", explicó Salas.


Así se han encontrado "copas crestadas y ollas típicas de esta fase, vasos, y cerámicas de importación como ánforas romanas, ibicencas o incluso una lucecita griega", añadió. Pero las excavaciones arqueológicas en Hospitalet Viejo "y las analíticas de polen y semillas que hacemos de los restos que encontramos asociadas a las estructuras nos permite saber que al final de la época talayótica el paisaje no era muy diferente de la actual y contaba con campos de cultivo de cereales y ullastrars ", explican los arqueólogos. Además "para los restos procedentes del interior de una copa que se han podido analizar sabemos que comieron un derivado de la leche con cereales", apunta la directora, Magdalena Salas.
(Fuente: Mallorca Diario)

22 de septiembre de 2017

Arqueólogos del MARQ descubren un cráneo completo de 5.000 años en Pedreguer

La campaña del Museo Arqueológico de Alicante (Marq) deja nuevos e interesantes hallazgos que han impulsado la investigación del uso de la cueva de Pedreguer como espacio funerario de finales del neolítico
La base del cráneo estaba calzada sobre el sedimento y orientada hacia el techo de la caverna.
Un equipo arqueológico del MARQ ha descubierto un cráneo completo de hace 5.000 años en la Cova del Randero de Pedreguer. Este descubrimiento se ha hecho dentro de la XI Campaña de Excavaciones del MARQ. Y como han explicado desde la Diputación de Alicante, una temporada más, “este emplazamiento arquitectónico deja nuevos e interesantes hallazgos que han impulsado la investigación del uso de la cueva como espacio funerario”.

El proyecto ha sido dirigido por el equipo arqueológico del MARQ, formado por Jorge A. Soler, Consuelo Roda de Togores, Olga Gómez y Elisa Domènech. Además, cuenta con el respaldo del Ayuntamiento de Pedreguer y han participado una veintena de profesionales y estudiantes de universidades de León, Pamplona, Valencia y Alicante.

La exploración como recinto funerario de esta zona se inició en la campaña de 2016. El cráneo completo, el mayor hallazgo de esta temporada, se ha encontrado en la Galería y se conservaba guardando una disposición vertical, es decir, calzada la base craneal en el sedimento y orientada su cara hacia el techo de la caverna.

VASOS CERÁMICOS
Además, según explican desde la diputación, “también se han podido documentar fragmentos de vasos cerámicos, colgantes realizados con conchas perforadas y puntas de flecha realizadas en sílex, materiales de los ajuares y ofrendas que acompañaban a los difuntos”.

Este tipo de rituales funerarios son característicos del Neolítico Final-Calcolítico. En este periodo, según han señalado los expertos, “los cráneos recibían un tratamiento ritual especial, como se ha podido constatar en la Cova del Randero”.

A partir de ahora comienzan los trabajos de laboratorio que realizarán los especialistas del MARQ para profundizar sobre las características de los objetos encontrados. “En 2015 el hallazgo de un gran vaso neolítico de unos 6.000 años fue un aliciente para continuar los trabajos” lo que supone “una valiosísima información para conocer los modos de vida de estas primeras sociedades de la provincia de Alicante”.

21 de septiembre de 2017

Hallan los restos de un antiguo templo en Alhaurín de la Torre (Málaga)

Se corresponderían a la capilla de Santa Ana, que aparece en mapas del siglo XIX y que presenta indicios de construcción sobre una mezquita anterior
Los trabajos han permitido el hallazgo de restos de diferentes épocas. FOTO: M.H.
Una nueva excavación encargada por la Concejalía de Patrimonio Histórico-Artístico de Alhaurín de la Torre ha reforzado el valor arqueológico del yacimiento de Cortijo de Mollina de Torrealquería, donde hace años se descubrieron importantes restos de lo que fue una necrópolis nazarí.

En esta ocasión, los trabajos han permitido hallar restos de diferentes épocas, incluyendo lo que se sospechaba que era la antigua Capilla de Santa Ana de la zona, tal y como aparecía en antiguos mapas del siglo XIX, concretamente en el fragmento de un plano extractado que data de 1879. Estos descubrimientos refuerzan la importancia histórica de este entorno, próximo a la emblemática torre almenara de Torrealquería declarada Bien de Interés Cultural (BIC).

La edil responsable del área, Marina Bravo, resaltó durante una visita a la zona la relevancia de esta intervención, dirigida por el arqueólogo José Antonio Santamaría, dentro del plan de su Concejalía para difundir y poner en valor el patrimonio de Alhaurín de la Torre. El origen de los restos donde se ha centrado la nueva excavación había ocasionado alguna controversia, ya que había quien pensaba que podría ser una antigua alberca. Después de meses de trabajo durante el verano, se ha confirmado la hipótesis de que se trataba de la Capilla de Santa Ana.

DESENTERRADA LA PLANTA
Al respecto, detallaron que esta excavación estaba prevista desde que se descubrió la necrópolis, cuya localización indicaba la alta probabilidad de que estos restos también tuvieran una gran importancia histórica. El objetivo inicial era determinar la procedencia de un muro y un escalón, y si pertenecían o no a lo que fue la citada capilla. Durante las tareas prácticamente la planta en su totalidad ha sido desenterrada. La base encuentra en buen estado, con una estructura sólida, aunque ligeramente dañada. La investigación ha permitido no solo confirmar que se trataba del templo dedicado a Santa Ana, sino que se ha descubierto más sobre su historia, así como hallazgos arqueológicos anteriores.


UN HALLAZGO DE VARIAS ÉPOCAS Y CULTURAS DIFERENTES
En la estructura se pueden apreciar indicios de una construcción musulmana, lo que parece indicar que la ermita cristiana fue construida encima de lo que fue una mezquita. Además, se han encontrado restos de cerámica nazarí y de otras épocas, e, incluso, restos óseos. De entre estos vestigios, destaca lo que fue un caliz confesional de cristal muy bien conservado. Bravo ha incidido en que esta actuación aumenta "todavía más" el interés histórico y arqueológico del entorno.
(Fuente: Málaga Hoy)

19 de septiembre de 2017

Desenterrando la ciudad romana de Turóbriga (Huelva)

Las prospecciones geofísicas han permitido conocer gran parte del trazado urbano de la ciudad romana. Javier Bermejo, profesor de la UHU, y Nieves Medina, arqueóloga municipal, dirigen la excavación junto un equipo de 15 personas con el objetivo de delimitar una nueva domus
Vista aérea de la zona arqueológica en la ciudad romana de Arucci / Turóbriga. 
Apenas una semana de excavación y ya se pueden observar alguno de los resultados de esta nueva intervención arqueológica que se desarrolla en la ciudad romana de Arucci/Turóbriga, la única visitable en la provincia onubense. Este enclave arqueológico al que se suma la magnífica ermita medieval de San Mamés, construida en la siglo XIII sobre los restos de la basílica arucitana, puede visitarse de martes a domingo, con el aliciente ahora de conocer el desarrollo de las actividades arqueológicas.

Aunque apenas se lleva una semana de excavación de un equipo formado por seis arqueólogos de la Universidad de Huelva dirigidos por el profesor de la Onubense Javier Bermejo, la arqueóloga municipal Nieves Medina y un grupo de nueve trabajadores contratados por el Ayuntamiento de Aroche, ya se atisban los primeros y positivos resultados de esta nueva intervención.

Desde 2004 la Universidad de Huelva y el Ayuntamiento de Aroche vienen realizando intervenciones arqueológicas anuales que han permitido conocer detalles relevantes de esta importante ciudad romana, fundada en época de Augusto, en torno al año 15-10 a.C.

UNA NUEVA DOMUS
Los objetivos de esta excavación son delimitar y excavar la planta completa de una nueva domus de la ciudad, una casa de más de 1.000 metros cuadrados cuyas imágenes a través de las prospecciones geofísicas desarrolladas mediante georradar muestran la existencia de un gran patio porticado, un peristilo que da nombre a esta nueva domus. Por ahora los planos facilitados por los geofísicos se están confirmando, y la casa ya se encuentra casi perimetrada. Sus muros exteriores ya se encuentran casi exhumados en planta. 


Las próximas semanas se continuará delimitando las compartimentaciones interiores con la idea de poder observar la planta completa de este importante edificio de carácter doméstico. Recordamos que por ahora la ciudad sólo cuenta con la casa Norte y la Casa de la Columna en cuanto a edificios domésticos, aunque de tipología diferente al que ahora se excava. A pesar de que la excavación está tocando niveles muy superficiales ya se han documentados los primeros objetos arqueológicos, consistentes sobre todo en fragmentos de cerámica de cocina, mesa y almacenamiento. Una pequeña olla de cerámica común apareció casi completa en una zona del hipotético peristilo.

PROSPECCIONES GEOFÍSICAS
Las prospecciones geofísicas que se han desarrollado en la ciudad a lo largo de estos años de investigación han permitido conocer gran parte del trazado urbano con anterioridad a la realización de las excavaciones. Estos trabajos previos permiten rentabilizar el tiempo de excavación, ya que los geofísicos avanzan planos bastante aproximados de los restos soterrados, con lo cual los sondeos de excavación se plantean sobre las estructuras previamente identificadas. Así, los muros Norte, Oeste y Sur prácticamente ya están excavados en superficie, quedando el muro Este y las compartimentaciones interiores, así como las columnas de gran patio trasero. Será necesario esperar unas semanas más de trabajos arqueológicos para comprobar si los resultados obtenidos con el georradar se confirman por completo. 


Este mismo sistema ya se desarrolló en la casa Norte, donde tras los resultados de la geofísica se procedió a la excavación superficial de la domus y posteriormente a su excavación completa hasta agotar registro arqueológico y su puesta en valor. Recordamos que en esa domus se documentó un importante tesoro compuesto por 376 denarios romanos de Domiciano a Marco Aurelio que puede contemplarse en la actualidad en el Convento de la Cilla de Aroche.

Una parte del equipo se dedica a la excavación de otro sector del yacimiento, la necrópolis Norte, donde ya se ha delimitado un recinto funerario que en las próximas semanas se irá excavando en su interior

Los objetivos de esta campaña se completaran con unos sondeos en la muralla de la ciudad, documentada ya en varios sectores de este yacimiento ubicado en los denominados Llanos de la Belleza, junto a la rivera del Chanza que hace de delimitación natural de la ciudad por los sectores Este y Norte.

18 de septiembre de 2017

El Mosaico "de las Estrellas" aflora en Cástulo

Ha salido a la luz en el Área 2 del yacimiento, muy próximo a los mosaicos de' Los Amores' y el de 'Los Octógonos'. La campaña 2017 sorprende en lo referente al avance de las actuaciones
El mosaico de las Estrellas se une a los ya conocidos Mosaicos de Los Amores y de Los Octógonos. FOTO: DIARIO JAÉN
El centro arqueológico de Cástulo sigue dando sorpresas a medida que avanzan los trabajos de excavación, limpieza y documentación en el curso 2017. Esta serie de trabajos, realizados durante todo el verano tanto por voluntarios venidos de distintos puntos de España y del ámbito internacional, como por aquellos trabajadores del Plan Emplea +30 y Emplea Joven de la Junta de Andalucía, terminarán a finales de este mes de septiembre.

Entre las grandes sorpresas que han llegado este año, destaca especialmente el descubrimiento del Mosaico de Las Estrellas. Las primeras fotografías del mismo fueron publicadas por el FORVM MMX. Este último descubrimiento está situado en el área 2 del yacimiento íbero romano, próximo a los que previamente ya se había vislumbrado de Los Amores y Los Octógonos.

Es una más de las sorpresas que han dejado las actuaciones este año en el espacio de Cástulo. Un año en el que según el director del conjunto arqueológico, Marcelo Castro, se han superado las expectativas en lo referente al personal participante en los trabajos, el número de visitantes al yacimiento y el avance en los sistemas de actuación y los objetivos marcados. “Aunque seguimos encontrando sorpresas, y seguro que alguna más descubriremos de aquí al término de las actuaciones, nos ha asombrado especialmente el hecho de encontrar en la Torre Alba un alzado de más de dos metros que no esperábamos en su parte más erosionada. Además, en esta zona hemos podido conocer mejor el estado de conservación de la singular torre”, explicó Castro.

Además de los mencionados trabajos en la zona de los mosaicos y la Torre Alba, también conocida como Torre Púnica, este avance de las actuaciones se ha dado en especial en el área 1, con importantes excavaciones que continúan mostrando los secretos de Cástulo.

Sin embargo, los trabajos en referencia al complejo arqueológico no sólo avanzan en el aspecto físico. También tecnológica y documentalmente se van consiguiendo métodos para acercar el complejo al público. El último de ellos es una reproducción real, que permite la visita desde casa a todo el complejo arqueológico visto desde una altura considerable y en 360 grados. Del mismo modo se pueden acceder a las zonas del Mosaico de Los Amores, las Termas Romanas y el área 1. La visita puede hacerse a través de la página web www.roundme.com, a través de este tour interactivo mostrando las actualizaciones más recientes de la campaña 2017.

(Fuente: DIario Jaén)

14 de septiembre de 2017

Sale a la luz una calle empedrada celtibérica en el yacimiento de Ciadueña (Soria)

Los resultados de la excavación realizada en el conjunto arqueológico de "Las Eras", en Ciadueña (Barca, Soria) han sacado a la luz una calle empedrada con cantos de pequeño tamaño, con una anchura de cuatro metros y delimitada por amplias aceras de más de un metro y medio de ancho con bordillos realizados con grandes piedras.
Desde el año 2008, la inversión realizada supera los 126.000 euros.
Los trabajos arqueológicos en este conjunto arqueológico comenzaron en el año 2008, cuando la prospección para la redacción del catálogo arqueológico incluido en las Normas Urbanísticas del Municipio de Barca, realizado por la empresa soriana Areco Arqueología S.L., documentó la existencia de un yacimiento de época celtibérica que correspondería a una ciudad de tamaño medio, en torno a cinco hectáreas, junto al río Duero.
  • Los restos localizados pertenecen a una ciudad-estado celtibérica ocupada durante el siglo II y I antes de Cristo.
Hasta ahora ha aportado una gran cantidad de información sobre los espacios domésticos, tanto sobre las técnicas constructivas empleadas, y por lo tanto de sus acabados y el aspecto de las viviendas, como sobre la utilización de las diferentes estancias que las componen y la distribución de las estructuras interiores y los objetos en el momento del abandono, que permite un acercamiento a cómo circulaban entre los diferentes espacios y las actividades que desarrollaron sus moradores.

La excavación de este yacimiento ofrece unas magníficas expectativas para estudiar la creación, desarrollo y reformas de un asentamiento celtibérico y obtener una imagen del paisaje urbano del mismo, previo a la implantación romana.

Las fases finales del mundo celtibérico estuvieron protagonizadas por ciudades-estados, centros políticos y económicos desde donde se controlaban a los pobladores y los recursos económicos del entorno.

En la zona del alto Duero el conocimiento arqueológico que se tiene de ellas es muy limitado. Las ciudades mejor investigadas tienen reocupaciones de época romana que han destruido la mayor parte del registro arqueológico celtibérico, como ocurre en Numancia, Uxama o Tiermes. En los casos que no existen reocupaciones modernas se han localizado restos muy alterados por la erosión del yacimiento (Segontia Lanca) o se excavó una superficie muy reducida (Los Villares de Ventosa de la Sierra).

EL MEJOR REFERENTE CELTIBÉRICO
La información que está aportando la ciudad localizada en Ciadueña se ha convertido en el mejor referente de las ciudades de este periodo para esta área geográfica y además, dado el estado de conservación de las estructuras constructivas, para todo el ámbito celtibérico y meseteño.

El delegado territorial, Manuel López, ha visitado esta mañana el yacimiento arqueológico ‘Las Eras’, en el que se está desarrollando un interesante proyecto de investigación, autorizado y financiado por la Dirección General de Patrimonio y Bienes Culturales y coordinado por el Servicio Territorial de Cultura de Soria.

Desde el año 2008, la inversión realizada supera los 126.000 euros, de los que 9.801 euros corresponden al actual programa de excavaciones.

El proyecto de investigación está dirigido por los arqueólogos Juan Pedro Benito Batanero, Alberto Sanz Aragonés y Carlos Tabernero Galán, de Areco Arqueología S.L.

Junto al delegado y los directores técnicos de las excavaciones, han asistido a la visita el jefe del Servicio Territorial de Cultura, Carlos de la Casa, y la arqueóloga territorial, Elena Heras, además del alcalde de Barca, José Ramos, y el alcalde pedáneo de Ciadueña, José Luis Aparicio.

Esta campaña de campo se ha centrado en la excavación en área de un sector de 35 metros cuadrados, delante de la denominada ‘Vivienda 2’, cuyo trabajo de identificación concluyó el año pasado, resultando una casa de 60 metros cuadrados con una distribución compleja.

El objetivo principal que se ha perseguido con estos trabajos ha sido confirmar la estructura de la calle documentada en el sondeo realizado en 2013 y localizar los muros de las viviendas de una nueva manzana y así ratificar la estructura urbana de este sector de la ciudad.

Los resultados de la excavación han sacado a la luz una calle empedrada con cantos de pequeño tamaño, con una anchura de cuatro metros y delimitada por amplias aceras de más de un metro y medio de ancho con bordillos realizados con grandes piedras.

13 de septiembre de 2017

Encuentran el enterramiento de un bebé del Neolítico en Coto Trasito (Huesca)

Las excavaciones arqueológicas de Coto Trasito finalizan su labor tras tres semanas de trabajo. El mayor hallazgo del programa ha sido el enterramiento de un bebé del Neololítico, que espera servir para análisis de ADN. Gracias a ello se estudiará la posible relación genética entre los primeros ganaderos y agricultores de la zona.
Los restos permitirán estudiar la relación genética de los primeros pobladores
de la zona. FOTO: ARAGÓN DIGITAL
El pasado sábado 9 de septiembre se cerró la campaña de excavación arqueológica en la Cueva de Coro Trasito en Tella-Sin (Huesca), tras tres semanas de intensos trabajos e interesantes hallazgos.

Desde la dirección del Proyecto de estudio y difusión del pastoralismo en el bien Pirineos Monte Perdido Patrimonio Mundial, han anunciado que en una nueva apertura de excavación se ha recuperado al menos un enterramiento de un bebé de pocos meses de vida, en muy buen estado de conservación, y que por su contexto arqueológico y a falta de su datación absoluta, se podría atribuir al Neolítico antiguo. Se espera que este hallazgo permita en el futuro poder realizar estudios de ADN que puedan establecer comparaciones y comprobar la existencia de relaciones genéticas entre esos primeros agricultores y ganaderos con la población actual de Sobrarbe.

Este excavación se enmarca dentro del programa "Excava con Geoparque 2017", promovido por el Geoparque Mundial UNESCO Sobrarbe-Pirineos. El objetivo es propiciar el acercamiento del patrimonio geológico y arqueológico a los ciudadanos con la participación de seis voluntarios. En las tareas de excavación se ha contado con participantes de diversas procedencias y con estudiantes de las Universidades de Zaragoza, Universidad Autónoma de Barcelona, Universidad de Barcelona y Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED).

Además, la excavación cuenta con la colaboración del Dpto. de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, así como de la Diputación Provincial de Huesca, la Comarca de Sobrarbe, el Geoparque Mundial UNESCO Sobrarbe-Pirineos, el Centro de Estudios de Sobrarbe y el Ayto de Tella-Sin.

(Fuente: Aragón Digital)